ES EN
Prestige Electric Car PrestigeElectricCar 14 años después del inicio de la producción del smart porfin hay una versión eléctrica "de […]
El Smart Electric Drive en producción
04 Julio 2012

El Smart Electric Drive en producción

Compartir
14 años después del inicio de la producción del smart porfin hay una versión eléctrica "de serie".

Por fin Daimler ha decidido empezar con la producción del nuevo Smart fortwo electric drive en su fábrica en la localidad francesa de Hambach. Y digo por fin, ya que el concepto del pequeño Smart era desde el principio un automóvil eléctrico o electrosolar de ciudad. Tuvieron que pasar quince años desde la inauguración de la fábrica para que se vuelven a los origines de la idea. La culpa no es de Daimler, era cuestión de mercado que aún no estaba maduro para los coches eléctricos, panorama que actualmente se está cambiando.

Daimler está invirtiendo más de 200 millones de euros en su fábrica de Hambach, en su día uno de los lugares de producción más moderno, y aún una fábrica muy actualizada, que combina a la perfección las líneas de producción de las versiones con motor de gasolina, diesel, el híbrido y el eléctrico.
El Smart eléctrico se puso en venta el pasado 12 de junio en Alemania; el cliente puede elegir entre la versión Coupe o descapotable, y el tipo de motor que más le conviene. Además, para comprarse la versión eléctrica tiene dos opciones, pagar el vehículo completo (precio en Alemania con el 19% de IVA: 23.680 € y 26.770 €), sea en efectivo o por leasing, u optar por la versión sin baterías y aceptar un coste mensual de unos 65 Euros para el leasing de los acumuladores (precio en Alemania con el 19% de IVA: 18.910 € y 22.000 € respectivamente). 

La versión eléctrica lleva un motor de 55 kW que permite el vehículo acelerar en 4,8 segundos de 0-60 km/h, y alcanzar una velocidad tope de unos 125 km/h, con lo que también puede circular sin problemas en las autopistas. Su batería de litio-ion procedente de la empresa Evonik permite una autonomía de unos 145 kilómetros.

El compendio de muchas ideas
La historia del Smart desde su concepción hasta la realización es un compendio de ideas paralelas creadas en distintos países por diferentes protagonistas y unidos en un solo gran proyecto. Johann Tomforde, colaborador de Mercedes y posterior director de Desarrollo y Producción de MCC Smart, dio vueltas a la idea de un coche de ciudad ya desde 1972. En 1986 Mercedes-Benz presentó un automóvil de solo 2,4 metros de largo, con grandes lunas y puertas corredizas. Tomforde presentó en 1992 en California su interpretación de un coche pequeño.

Abrimos la puerta de otra empresa de un ramo totalmente distinto. Nicolás G. Hayek, libanés con pasaporte suizo, había revolucionado la industria de relojes suizos con sus modelos Swatch, vendidos en millones de ejemplares. A principios de los noventa se enfrentó a un nuevo desafío. “Necesitamos un automóvil pequeño y audaz, una mezcla de calidad, provocación y alegría de vida”, dijo. Hayek se dio cuenta que para dar vida a esta idea precisaría a un socio importante del ramo del automóvil. Se acercó a Volkswagen, los dos firmaron un contrato, pero con el cambio de la cúpula directiva del consorcio alemán, éste renunció. En 1992 Hayek se comprometía con Mercedes y proclamaron su unión en 1994. La cuenta atrás del smart había empezado.

Con bastante prisa se mostraron los primeros prototipos del nuevo modelo, cuyo desarrollo había avanzado gracias a la nueva tecnología empleada por Mercedes en su Clase A, con el motor en forma de cuña hacía los bajos, que permite re-ubicar las piezas mecánicas y reducir su espacio sin que esto afectara al interior. En 1995 se eligió la localidad francesa de Hambach, ubicada cerca de la frontera con Alemania y Suiza, para alzar una completamente nueva planta de producción.

La planta de producción de Hambach
Inaugurada en 1997 la planta de producción de Hambach produce el Smart fortwo desde 1998, a partir de 2007 en su segunda generación. En 2011 se vendieron unos 103.000 unidades, llegando hasta hoy día a un total de unos 1,3 millones de unidades.  La moderna planta, en forma de una gran cruz, cumple a la perfección las necesidades de montaje y logística y ayuda a producir de la manera más eficiente. Los proveedores suministran sus componentes just-in-time directamente a la cadena de montaje. De esta manera los costes de transporte y logística se reducen al mínimo. La planta también cuida mucho el medio ambiente: no se han utilizado sustancias nocivas, hay una depuración biológica propia y un sistema de recuperación térmica en la zona de transformación de plásticos. Además se ha cuidado mucho el exterior de los inmuebles con zonas verdes.

Motores ecológicos
Desde el principio se dejó patente que el Smart se suministraría en cuatro versiones, diesel, gasolina, eléctrico e híbrido, con lo que el consumidor podría elegir entre varios conceptos de motores según el uso que quisiera dar a su vehículo. Esta idea inicial ha tardado mucho en hacerse realidad, y es cierto que se había trabajado duramente en los motores alternativos en estrecha colaboración con empresas suizas, versiones que finalmente no llegaron a realizarse. En 1996 se hablaba de una versión eléctrica con cuatro motores, uno en cada buje de la rueda, un modelo que de esta manera se pudiese declarar como tracción total. La versión híbrida combinaría este concepto con un motor turbodiésel de inyección directa. En Hambach siempre se han visto prototipos ecológicos, pero parece ser que tan solo hoy el mercado está maduro para aceptar estas creaciones y permitir una producción rentable. Gracias al sistema de alquiler flexible Car2Go, que se extiende por todos los países europeos y los Estados Unidos, la versión eléctrica de los Smart alcanzará una producción razonable. ¡Ya era hora de cumplir con la idea inicial del Smart!

Foto portada: El Smart Electric Drive ya sale de la planta de Hambach
Foto reportaje: Nicolás Hayek, libanés con pasaporte suizo, fue el artífice de la idea del Smart (Foto Copyright Archivo Manz)
Foto 01: Ya a finales del siglo pasado en la fábrica de Hambach se podía ver un dibujo de la estructura de una versión híbrida (Foto Copyright Archivo Manz)
Fotos 02, 03: Desde el principio se desarrolló un marketing muy peculiar para dar a conocer este nuevo conecpto de automóvil
Utilizamos cookies para que podamos ofrecerle la mejor experiencia de navegación en nuestro sitio web.
Al continuar utilizando este sitio web usted está dando su consentimiento a nuestra política de cookies
Aceptar
Manz Soluciones On/Off